+
Pedro II El Romano - El Ultimo Papa? - Capítulo LVII - El Canal - Nubes de polvo de un color rojizo, se elevaban al conjuro de las pesadas maquinarias que movían cientos de toneladas de tierra y rocas que eran transportadas de un lado a otro del desierto.

El Canal


Pedro II El Romano - El Ultimo Papa...?

Capítulo LVII

El Canal

Nubes de polvo de un color rojizo, se elevaban al conjuro de las pesadas maquinarias que movían cientos de toneladas de tierra y rocas que eran transportadas de un lado a otro del desierto, en cientos de camiones, Excavadoras, caterpilars e incontable número de trabajadores se movían continuamente, entre Ingenieros con sus aparatos de nivel y mediciones. Galpones unos ya erectos y otros en el proceso, donde las grúas y una gran cantidad de operarios estaban erigiendo los elementos prefabricados. Aquellos ya completos recibían los materiales de construcción transportados por los camiones para ser protegidos de los elementos.

Se había decidido que el comienzo del canal, estaría a unas millas de la ciudad de Haifa, su locación en la costa del Mediterráneo, se encuentra 98 Km. De Tel Aviv y 48 Km. Sur de la frontera con Líbano. Topográficamente, la ciudad rodea la Bahía y parte de ella se encuentra en el comienzo del Monte Carmel, coronando el mismo se encuentran lujosos barrios residenciales y el famoso Carmel Center con sus Hoteles de 5 estrellas, cuya vista del mediterráneo es espectacular.

Al pie de mismo se encuentran una serie de atractivos edificios de moderno arquitectural diseño entre ellos la Torre de Dagon Silo. A pesar que el nombre de la ciudad no aparece en la Biblia, sus orígenes se pierden en el principio de los tiempos, Referencias de Haifa se encuentra en el Talmud como una bien establecida comunidad Judía. Reliquias encontradas en los confines de la Ciudad muestra que era una comunidad activa en La Edad de Piedra, la época de bronce y durante el Imperio Otomano. El desarrollo de los trabajos había comenzando 3 Kilómetros al interior del punto del Mediterráneo que se usaría para tomar el agua iniciando el Canal. Esta seria la final fase del proyecto, cuando al mismo tiempo, desde el Mar rojo y el Mar Mediterráneo se abriría las compuertas que permitirían la invasión de las aguas canalizadas en dirección al mar Muerto. Los caudales serian detenidos por represas que controlarían las aguas, aprovechando la diferencia de elevaciones de más de 400 metros, creando en el proceso un gran caudal energía hidro-eléctrica. Esa caída podría ser usada también para producir la desalinización de las aguas por osmosis, este proceso utiliza la fuerza de caída que empujaría las aguas a través de una membrana artificial. Una vez desalinadas éstas aguas se usarían para el consumo de las poblaciones y las Industrias agropecuarias a instalarse en la región. Dado que el 70% del agua fresca utilizado por Israel, Jordania y Palestina es usado para la agricultura, este nuevo recurso, podría ser utilizado para cosechas que utiliza una intensiva cantidad de agua, como lo serian las frutas para exportación. El área de trabajo se extendía por varias millas con miles de trabajadores y contando los agrimensores, Ingenieros y personal en el Field, se podían agregar cientos más, éste era solo el comienzo de los trabajos del Canal entre el Mediterráneo y el Mar Muerto. En el área del mar rojo, una escena parecida se estaba desarrollando. Desde ambos puntos se tomaran las aguas, cuyo flujo se dirigirán mediante las canalizaciones hacia el Mar Muerto, cuyo nombre a pesar de su implicación, nunca fue un Mar, pero un enorme lago de agua salada... Los diferentes grupos observaban con atención y esperanza el movimiento de personal de varias nacionalidades además de Israelitas y árabes por primera vez trabajando juntos para mejorar el futuro de un área, que hace unos años no lo tenía. Desde la cumbre de una colina cercana al desarrollo de los trabajos, un punto ventajoso para observar todo el entorno en una Angulo de 360 grados la figura imponente con sus blancas vestiduras de Pedro II, se encontraba rodeado por una gran cantidad de dignatarios, figuras eclesiásticas, miembros del Colegio de cardenales, Rabinos, Coptos, las Iglesias Protestantes, Bautistas y varias otras denominaciones religiosas. La vicepresidente de los Estados Unidos Adriane Saint Marie, lo mismo que figuras políticas de Europa y Central y sur América, se reunieron por invitación del Sumo Pontifice, 5 kilómetros en las afueras de Haifa, donde comenzaban las obras para el Canal, que proseguiría por la línea de las fronteras entre Israel, los territorios Palestinos (Cisjordania) y Jordania, usando el río Jordan que seria canalizado hasta su desembocadura en el Mar muerto. Pedro II se complacía en informarle los detalles de los trabajos que se estaban realizando, y lo que significa para el futuro de la región a todos los paises del área, Israel, Palestina, Irak, Siria, Egipto, Libia, con la ayuda de dios, se convertirán en el paraíso prometido, viviendo en Paz, con amplias fuentes de trabajo y la consiguiente prosperidad. -Éste es nuestro primer proyecto.- Decía ante la mirada atenta del grupo, que lo seguía.- Pero ahora misma escenas como esta se están repitiendo en diferentes lugares del continente Africano. Canales, desalinización e irrigación proyectos para evitar que el desierto gane mas tierras que serán dedicadas a la agricultura, a pesar de ser diferente en su naturaleza, la finalidad es la misma, Canales trayendo el precioso liquido, Molinos de vientos creando el Poder eléctrico que se necesita, y una enorme industria de aparatos que captaran la energía solar para las necesidades de la población. Escuelas primarias, secundarias, técnicas, Universidades se están construyendo a un paso que el mundo nunca ha visto.

La reparación del Planeta, herido por la ignorancia de generaciones y la ambición desmedida de otros, sin prever las consecuencias producidas, esta en camino con la participación activa de todos de repararse. Abbas que se encontraba en la reunión, con la ayuda de dos de sus asistentes, acercándose a su Santidad para saludarlo, y una vez hecho esto, recibiendo como siempre el tratamiento diferencial del Papa, aprovecho para preguntarle. - Simón Pedro. Tú has iniciado éstos proyectos con tus propios fondos y los de tu Iglesia. Muchos gobiernos han prometido ayuda incondicional, en una proporción nunca vista por la humanidad. – Se detuvo un momento, y continuo – Ésta era una región que más problemas causaba, pero todo el mundo necesita ayuda. Crees que al cesar los atentados y el peligro. Esos gobiernos continuaran soportando tu causa.- - Querido Abbas.- contesto el Sumo Pontifice ante el atento silencio de los participantes, y con una amplia sonrisa.- Primero que éste, no es un proyecto financiado con mis fondos, los capitales son aportado por un grupo de Naciones y la colaboración de las Iglesias. Son prestadas a cada uno de los gobiernos que se benefician con las obras, y serán pagados al fondo sin interés, con los beneficios producidos por las mismas. Todas las naciones seguirán aportando anualmente al fondo y esos capitales sumados al pago de los préstamos serán utilizados para más obras, educación y la creación de fuentes de trabajo. - Es un gran trabajo el que nos espera.-Continuo.- Pero hemos cometido grandes errores, o una serie de pequeños que sumados ha dado lugar a uno de gigantescas proporciones, que necesita el esfuerzo de todos para solucionarlo. - Por muchos años, hemos permanecido a la espera de un gran milagro para que solucione los problemas que hemos creado. Pero el milagro está en nosotros mismos, en la capacidad de comprender nuestros errores y repararlos. El tiempo fue pasando y los grupos se fueron dispersando observando los progresos y los modelos de las obras a realizarse, en una gran mesa, mostrando el diseño de las instalaciones y el trabajo terminado. Varios helicópteros se encontraban el área, que habian transportado los dignatarios invitados por el Papa para ver como se estaban desarrollando los trabajos John García y sus hombres con sus motocicletas, estaban también allí, junto a Anthony observando el impresionante espectáculo que se estaba realizando en esas tierras. La colina donde se encontraban había sido nivelada formando una gran plataforma, un punto especial para cubrir varios kilómetros, cada uno de los cuales estaban llenos de trabajadores y maquinarias que parecían insectos en la distancia, moviéndose para un lado y otro, como si fuera una banda desorganizada de hormigas, sin saber donde ir. Pero lógicamente cada movimiento estaba cuidadosamente planeado, para producir el esperado resultado final. En un punto un tanto alejado de los grupos de especiales invitados, el grupo de motociclistas del Ulyses, se encontraban cambiando opiniones después de una audiencia con el Papa, el cual nuevamente les expreso su agradecimiento y la alegría que sentía que pudieran atender el comienzo de las actividades. Los mismos realizaron después de la audiencia, una rápida excursión por la ruta del canal propuesto hasta llegar al Mar muerto. Anthony los acompaño, no en una motocicleta pero en un vehículo de todo terreno.

John mirando a Anthony pregunta.- Y ahora que hacemos para igualar lo que hicimos.- - .- No será fácil.- Contestó Anthony.- pero conociendo a su Santidad, él encontrara algo para mantenernos ocupados, con una sonrisa comenzaron a caminar hacia donde se encontraban las motocicletas, John mientras caminaba ajustándose el casco, notando por primera vez una caja que Anthony llevaba en su brazo izquierdo.- que llevas allí.- Preguntó? – - - Un Scroll del Mar Muerto.- Contesto Anthony un tanto embarazado- Se lo compré a un muchachito árabe en el camino.- - Anthony ¡….Anthony!... dijo sin poder contener una carcajada.- Cuando vas a aprender ¡ déjame verlo.- A lo que Anthony le tendió la pequeña caja, de madera, la cual parecía realmente antigua, con unas inscripciones y abriéndola para ver el contenido, al parecer tenia la apariencia de un viejo pergamino enrollado en dos piezas de madera de color oscuro. - Mirando el contenido con curiosidad, pero sin disimular una sonrisa, se la tendió de vuelta, al recibirlos Anthony dijo.- Parecen auténticos, por eso los compré. Si no lo son, serán una interesante pieza de conversación.- dijo sonriendo. - Espero que no hayas pagado mucho por ellos.- Ante el silencio de Anthony john exclamo. —OH! NOOOO! Has pagado demasiado, bueno O:K. es solo dinero.- Dijo mientras montaba en su querida Suzy, arrancando el motor, que fue seguido por todo el grupo, estrechando la mano a Anthony le dijo.- Buena suerte amigo, espero verte por Milán.- - Allí nos veremos. – contesto Anthony. - Los 20 integrantes del grupo Australiano se alejaron rápidamente entre el ruido de los escapes dejando una enorme nube una nube de polvo detrás en el camino sin pavimentar.


comparte esta página en: